La Gastrectomía en Manga Laparoscópica, también conocida como manga gástrica, es un procedimiento en el que se extirpa quirúrgicamente una porción del estómago. El procedimiento se realiza en pacientes  con obesidad mórbida para causar la pérdida de peso y solucionar o mejorar la salud general con respecto a las comorbilidades relacionadas con la obesidad,  como la diabetes, hipertensión arterial, apnea del sueño, osteoartritis, entre otras.

Este procedimiento se realiza por vía laparoscópica y, a diferencia de la banda gástrica, es un procedimiento irreversible. El tamaño del estómago puede reducirse a menos de la mitad del tamaño original. Como resultado de esta cirugía, una persona se siente con más saciedad al comer una cantidad relativamente pequeña, el metabolismo del cuerpo se altera y la ansiedad de comer se reduce.

La gastrectomía en manga laparoscópica es un procedimiento restrictivo que reduce el tamaño del estómago pero no altera el tracto gastrointestinal o el píloro. El paciente es menos dependiente de suplementos vitamínicos y así el alimento se absorbe en una forma natural. La duración del procedimiento varía entre una y tres horas. Como promedio, los pacientes permanecen en el hospital durante dos o tres días. Al igual que otros procedimientos bariátricos, regresar a sus actividades normales y el trabajo de oficina por lo general toma un par de semanas.

Usted estará con una dieta de líquidos y semilíquidos durante el período postoperatorio después de la cirugía.

Se recomiendan porciones de comida reducidas. Usted debe masticar los alimentos adecuadamente. Un equilibrio entre la cantidad y calidad de los alimentos que se consumen junto con ejercicio regular es la clave para lograr y mantener un peso saludable después de la cirugía.

En ocasiones, en algunos pacientes la cirugía de manga gástrica se realiza como parte de un procedimiento en dos etapas, la manga gástrica se realiza primero como una estrategia restrictiva para la pérdida de peso quirúrgica y el bypass gástrico se realiza meses o años después de la primera etapa. Un procedimiento en dos etapas se puede realizar si usted padece de un sobrepeso extremo y aún no está listo para el bypass gástrico. Usted puede no estar listo para un bypass gástrico debido a la forma de su cuerpo, a un historial de múltiples operaciones anteriores, o porque tiene demasiadas enfermedades médicas. La ventaja de un procedimiento de dos etapas es que usted puede perder peso después de la manga gástrica laparoscópica por lo que habría menos riesgo hipotético para el bypass gástrico en una segunda etapa.