¿Qué es la obesidad?

La obesidad es definida por la Organización Mundial de la Salud como “una condición de acumulación anormal o excesiva de grasa en el tejido adiposo, que puede afectar la salud”.

¿Qué es la Obesidad Mórbida?

La Obesidad Mórbida, es una enfermedad de origen multifactorial, con un gran componente genético, y por ello es crónica y progresiva. Los pacientes con genes de obesidad, pueden perder con más o menos sacrificio todo o parte del peso excesivo, pero mantienen de por vida la tendencia a recuperarlo.

Cuando se llega a una obesidad en grado severo (IMC mayor de 35), se produce un cambio en el metabolismo de esa persona, de manera que se facilita la ganancia progresiva de peso, y se vuelve difícil perder peso.

Es importante mencionar que:

  • Sólo es posible mantener la pérdida de peso a largo plazo, mediante un cambio radical en el hábito dietético y en el estilo de vida.
  • En los obesos mórbidos (IMC mayor de 35), sólo una operación de obesidad es capaz de conseguir y perpetuar la pérdida de peso.

 ¿Cómo sé cual es mi IMC?

Existe consenso científico que permite definir la obesidad en función del valor del índice de masa corporal (IMC) entendido como el cociente entre el peso en Kg y la Talla en metros cuadrados.

IMC = Peso Actual (Kg) / (Talla en metros)2

El IMC expresa el peso en kilogramos por metro cuadrado de superficie corporal (kg/m2).

Clasificación en Base a IMC (kg/m2)

  • Normal < 24.9
  • Sobrepeso 25 – 26.9
  • Obesidad Leve 27 – 29.9
  • Obesidad Moderada 30 – 34.9
  • Obesidad Severa 35 – 39.9
  • Obesidad Mórbida 40 – 49.9
  • Súper-obeso 50 – 59.9
  • Súper/súper obeso > 60

México se encuentra entre los tres países con población de mayor exceso de peso en el mundo, afecta todos los niveles socioeconómicos, educativos y grupos de edad.

En Jalisco la obesidad es un grave problema de salud pública; resultado de ingerir dietas de alimentos con alta densidad energética y bajos en fibra, y del consumo elevado de bebidas con aporte energético, en combinación con una escasa actividad física. Esta última se ha asociado a la urbanización, al crecimiento económico y a los cambios en la tecnología para la producción de bienes y servicios, así como a los actuales estilos de recreación.

¿Cuáles son las enfermedades que causa la obesidad?

La obesidad frecuentemente se asocia a otras enfermedades, se denominan como “comorbilidad”.

Endocrinas/metabólicas: Síndrome metabólico, resistencia a la insulina, intolerancia a la glucosa, diabetes mellitus tipo 2, dislipidemia, síndrome de ovarios poli quísticos.

Cardiovasculares: Hipertensión arterial, enfermedad coronaria, falla cardiaca congestiva, arritmias, hipertensión pulmonar, enfermedad coronaria, insuficiencia cardiaca, arritmias ventriculares, fibrilación auricular, estasis venosa, trombosis venosa profunda, embolismo pulmonar, muerte súbita por paro cardíaco, cuya causa no puede ser demostrada en la autopsia.

Respiratorias: Función pulmonar anormal, apnea obstructiva de sueño, síndrome de hipo ventilación de la obesidad.

Gastrointestinales: Enfermedad por reflujo gastroesofágico, colelitiasis, pancreatitis, hernias abdominales, esteatosis hepática , esteato-hepatitis, cirrosis.

Musculo esqueléticas: Osteoartritis, gota, dolor lumbar.

Ginecológicas: Menstruaciones anormales, infertilidad.

Genitourinarias: Incontinencia de esfuerzo.

Neurológicas: Hipertensión intra-craneana idiopática (pseudotumor cerebri).

Cáncer: Esófago, colon, vesícula biliar, próstata, seno, útero, cérvix.

¿Cómo se distribuye la grasa?

La grasa puede distribuirse en forma periférica, es decir, en piernas, caderas, glúteos denominándole tipo pera y también puede acumularse en forma central, principalmente en abdomen llamándole tipo manzana.

La obesidad de distribución abdominal (CENTRAL) ha adquirido especial importancia por aumentar las posibilidades de sufrir resistencia a la insulina y por tanto síndrome metabólico, diabetes mellitus, trastornos cardiacos.

El síndrome metabólico, caracterizado por obesidad central, intolerancia a la glucosa, triglicéridos altos e hipertensión ha sido denominado el “cuarteto de la muerte” (Kaplan 1989).

¿Cómo es el tratamiento de la obesidad?

El tratamiento depende del grado de obesidad, si es leve,  con dieta, cambio de hábitos alimenticios y el aumento de actividad física pueden inducir a mejoras significativas en la presión arterial, los niveles de azúcar, las concentraciones de triglicéridos y colesterol y reducir el riesgo cardiovascular y la mortalidad, sin embargo, si tu obesidad es grave a todo lo anterior deberá agregarse una cirugía.

¿Cuál es el tratamiento médico?

El tratamiento médico solo está recomendado en pacientes con sobrepeso, aunado a la dieta y ejercicio. Sin embargo, en la obesidad grave no es recomendable debido a que no alcanzan a tener una pérdida de exceso de peso suficiente para normalizar su IMC y el peso que logran perder no pueden mantenerlo a 5 años.

¿Existen alternativas No Quirúrgicas?

Si, el balón intra-gástrico se coloca por endoscopia y consigue pérdida de 15-30 kg en aproximadamente 6 meses, pero tras su retirada, la ganancia de peso es lo habitual. Su indicación es más orientada a una pérdida de peso preoperatoria y a la obesidad leve.

¿Cuales con las indicaciones para una Cirugía Bariátrica?

La cirugía es el mejor recurso para los pacientes con obesidad mórbida que reúnen los criterios de selección. Métodos como la dieta, ejercicio físico, terapia conductual y tratamiento farmacológico fracasan en más del 95% de los casos al intentar conseguir una pérdida de peso mantenida en pacientes con obesidad grave por lo que se debe practicar una cirugía.

Requisitos para tratamiento quirúrgico:

  • Edad Mayor de 15 años y menor de 60 años .
  • IMC mayor de  35 kg/m2
  • Cualquiera de las siguientes enfermedades :
    • Apnea del sueño.
    • Hipertensión arterial.
    • Diabetes Mellitus.
    • Reflujo gastroesofágico.
  • Problemas articulares graves.
  • Obesidad por más de 5 años.
  • Fracaso con múltiples manejos.
  • Descartar origen endocrino.

Aceptación del paciente:

  • Evaluación psicológica aprobada.
  • No depender de drogas, alcohol.
  • Riesgo quirúrgico aceptable.
  • El IMC comprendido de 33 a 35 en presencia de comorbilidades y mala respuesta al manejo médico nutricional se somete a consenso del grupo.
  • Médico.

Contraindicaciones:

  • Edad menor de 15 años y mayor de 61 años.
  • IMC menor de 35.
  • Riesgo Operatorio Alto.
  • Drogadicción y Alcoholismo.
  • Retraso Mental.
  • Trastornos psicóticos sin control médico.
  • Bulimia Nerviosa.

¿Qué es la Cirugía Bariátrica?

Es la cirugía que se realiza para el tratamiento de la obesidad mórbida.

No es una cirugía estética.

La decisión de elegir un tratamiento quirúrgico exige una evaluación de los riesgos y beneficios y del desarrollo minucioso del procedimiento quirúrgico adecuado.

El éxito de la cirugía bariátrica depende de cambios en su estilo de vida para siempre, como cambios en los hábitos alimenticios, ejercicio físico y cambios en comportamiento.

Pueden surgir complicaciones durante y después de la cirugía que debes comprender con la ayuda de tu medico antes de someterte a la cirugía.

Existen diferentes tipos de cirugía bariátrica, tu médico y tú decidirán cual es el adecuado para tu obesidad

Dentro de estos tipos existen procedimientos restrictivos y malabsortivos.

Procedimientos restrictivos: crean una pequeña bolsa en la parte superior del estómago limitando la cantidad del alimento ingerido. Ejemplo: banda gástrica, manga gástrica, plicatura gástrica

Procedimientos malabsortivos: alteran la digestión, causando una absorción incompleta de los alimentos (en desuso).

Procedimientos mixtos: combinan mecanismos restrictivos y malabsortivos: bypass gástrico, switch duodenal.

¿Cuál es la mejor operación de obesidad?

Todo se debe a que no existe una operación perfecta, que “no falle nunca”.

Unas son demasiado fuertes, dejando a los pacientes con tendencia a la debilidad y la desnutrición (las técnicas malabsortivas: cruce doudenal, bypass bilio-pancreático)

Otras pueden ser insuficientes y fáciles de boicotear (técnicas restrictivas: Banda Gástrica, Plicatura Gástrica).

Las mas adecuadas son la Manga Gástrica y el Bypass Gástrico, este el “estándar de oro” de las operaciones de obesidad, la operación que mas años tiene, que mejor conocemos, y sobre la que se comparan todas las demás.

Además, una misma técnica quirúrgica, puede realizarse con distintas variantes técnicas, cambiando tanto su seguridad durante el postoperatorio, como su eficacia a largo plazo. De ahí la gran importancia de la experiencia del cirujano y su equipo quirúrgico y de sus resultados previos para esa técnica quirúrgica.

Una misma operación puede tener distintos resultados de seguridad y eficacia, en distintos equipos.

¿Cuáles exámenes se me realizarán?

Cardio-pulmonar

  • Radiografía de tórax.
  • Electrocardiograma y riesgo quirúrgico.
  • Examen funcional respiratorio (espirometría, gasometría)

Gastrointestinal

  • Serie esófago gastro duodenal
  • Endoscopía y biopsia

Hepatobiliar

  • Ecosonograma de hígado y vías biliares
  • Colesterol, pruebas de funcionamiento hepático, triglicéridos, colesterol

Endocrino-Metabólico

  • Glicemia basal
  • TSH, T3, T4
  • Proteínas totales
  • Globulina y albúmina

Renal

  • Urea, Creatinina
  • Calcio

Hematológico

  • Grupo sanguíneo
  • Biometría hemática
  • TPT
  • Gravindex

Interconsultas

  • Valoración Neumológica
  • Valoración Cardiológica: solo cuando existan antecedentes de trastornos cardiacos (infartos, insuficiencia cardiaca, hipertensión arterial no controlada)
  • Valoración endocrina: Solo cuando exista alguna alteración en su glicemia, o si es diabético y no está bien controlado.

¿Cómo se realiza la Cirugía Bariátrica?

Se puede realizar con cirugía abierta o tradicional y con laparoscopía.

La cirugía laparoscópica consiste en realizar pequeños orificios de 0.5 a 1 cm de longitud en número de 5 en la pared abdominal, en los cuales se introducen los instrumentos quirúrgicos y una cámara para visualizar la cirugía a través de 2 monitores de video a través de los cuales se realizará la cirugía.

Ventajas de la cirugía laparoscópica sobre la cirugía abierta: es menor el dolor, movilización en el mismo día, menor posibilidad de infección pulmonar, de infección de las heridas y de hernias post insicionales, pronta recuperación con retorno a la actividad normal.

La cirugía abierta se requiere solo cuando existen complicaciones que no pueden resolverse por vía laparoscópica.

¿Cuáles son las complicaciones de la Cirugía Bariátrica?

Las complicaciones en cirugía de obesidad se dividen como sigue:

  • Complicaciones asociadas a la magnitud de la obesidad y estados co-mórbidos.
  • Tiempo de presentación (trans-operatorias, postoperatorio inmediato: hasta 1 mes y postoperatorio tardío: después de 1 mes).
  • Tipo de procedimiento(restrictivos, malabsortivos y mixtos).
  • La vía de abordaje (cirugía laparoscópica, cirugía abierta).
  • Complicaciones nutricionales.

¿Cómo mejora un tratamiento de obesidad los problemas de salud?

Una operación de obesidad o tratamiento no quirúrgico le ayudará a mejorar los problemas de salud derivados de la obesidad:

  • La Hipertensión, la diabetes y el colesterol elevado, se curan en el 90% de los casos con la pérdida de los primeros 15-25 kg. En el 10% restante, mejora el control de la enfermedad (menos fármacos o dosis).
  • La apnea del sueño y los ronquidos, también curan en un 90-95% de los casos con la pérdida de los primeros 20-25 kg.
  • Los problemas articulares y la falta de movilidad: mejora en el 100% de los casos y progresivamente a la pérdida de peso.
  • Los problemas psicológicos, sensación ansiedad por descontrol y pérdida de autoestima: mejora en el 100% de los casos y progresivamente a la pérdida de peso. Algunos pacientes pueden mantener alteraciones en la propia valoración de su físico: “todos me ven bien y me lo dicen, pero yo no…”.
  • Los problemas de relación de pareja y de fertilidad: mejora en el 100% de los casos y progresivamente a la pérdida de peso (cuando la alteración no tiene otras causas asociadas).

¿Una técnica quirúrgica es buena para todos los pacientes de obesidad?

Definitivamente NO. No existen técnicas quirúrgicas de obesidad sino pacientes.

Esto parece obvio, pero a veces se pierde la perspectiva. Cada paciente es distinto, el origen de su obesidad, su evolución, sus problemas vitales asociados, su obesidad familiar, puede tener o no problemas metabólicos. Evidentemente, cada paciente necesita un estudio personalizado y se le debe indicar la operación mas adecuada para su caso.

Un buen cirujano y equipo de cirugía bariátrica, debe ser capaz de optimizar dos o tres técnicas quirúrgicas para el control de la obesidad, no viéndose supeditado a una única técnica, ofreciendo la misma a todos los pacientes.

Nuestra recomendaciones en este sentido son:

  • Si su cirujano solo le ofrece o realiza una técnica quirúrgica (aun con variantes técnicas), consulte otras técnicas con otros cirujanos.
  • No le pida a su cirujano, que le realice una operación que él no le ha ofrecido o no realiza habitualmente.

¿Puedo volver a ganar peso después de la cirugía?

El éxito de cualquier cirugía para la obesidad comprende varios factores: el tipo de cirugía, el cambio de hábitos nutricionales, el ejercicio y el apoyo psicológico con grupos de ayuda. Las cirugías mixtas tienen mayor pérdida de peso que las cirugías restrictivas. Los dos primeros años debes mantener una vigilancia de tu equipo multidisciplinario para poder enfrentar los cambios en tu peso y tu autoestima así como evaluar el adecuado estado nutricional. De lo contrario la posibilidad de volver a ganar el peso perdido es posible si estas sin vigilancia.

¿Qué es la cirugía de conversión?

Se le llama cirugía de conversión cuando el paciente previamente ha sido sometido a un procedimiento quirúrgico para bajar de peso y desea cambiar ese procedimiento para obtener mejores resultados. Por ejemplo, si se le colocó una banda y desea convertirla en manga gástrica o bypass gástrico. O una manga gástrica a bypass gástrico.

Para realizarte este tipo de cirugía se deben realizar evaluaciones medicas y psicológicas para emitir un diagnostico certero de cuál es la cirugía más adecuada para tu caso y disminuir los riesgos quirúrgicos.

¿Para qué sirven las terapias psicológicas?

Están indicadas en cualquier tipo de obesidad y desempeñan un papel importante en el manejo de la causa, mantenimiento y evolución de la misma y en otros trastornos de la conducta alimentaria.

Por ello se deben realizar  programas de intervención psicológica de carácter conductual dirigidos a la reducción de peso, a la disminución de emociones negativas  aumentando el control sobre ellas y fomentando la emocionalidad positiva. La terapia psicológica forma parte del tratamiento multidisciplinario de la obesidad mórbida.

¿Necesito orientación psicológica?

Si. Es importante la valoración preoperatoria y también el seguimiento después de la operación. Los conflictos emocionales, si bien pueden influir o iniciar la obesidad, la mayoría son consecuencia de la misma.

En nuestro equipo contamos con psicólogos y psicoterapeutas expertos en obesidad y de gran experiencia. Es necesario ir logrando la estabilidad emocional y psicológica mientras va descendiendo de peso. Usted será el primero en querer esto al comenzar a ver los resultados y nuestro equipo lo apoyará y ayudará a lograrlo.

El apoyo psicológico de la familia, de los amigos y del equipo quirúrgico es importante, ya que todos deseamos ayudar al paciente obeso.

¿Voy a tener contacto con otros pacientes operados?

Claro que sí.  Tenemos pacientes operados que han accedido a conversar con usted y le contarán las experiencias vividas. Incluso puede concurrir a las reuniones del grupo de apoyo, donde se reúnen especialistas, obesos, familiares y operados.

¿Y si no soy apto para cirugía?

El psicólogo será el encargado de evaluar a cada paciente y te serán explicados los criterios bajo los cuales consideramos que una cirugía será exitosa. En ocasiones solo es cuestión de tiempo y de preparación para llegar en condiciones aptas para la cirugía.

¿Quién tendrá conocimiento de la información que yo proporcione?

La información que se proporciona al psicólogo tiene carácter confidencial. En el informe final para el equipo quirúrgico el psicólogo te mostrará la información que se compartirá en tu expediente para que tu la autorices.

¿Cuánto tiempo debo ver al psicólogo después de mi cirugía?

Consideramos que debes estar en seguimiento psicológico una vez al mes durante un año después de la cirugía con el objetivo de facilitar tu adaptación, aprender en el grupo de seguimiento con otros pacientes y verificar que tu cambio en el estilo de vida sea estable.

¿Sirve el manejo nutricional?

Se deben llevar a cabo evaluaciones nutricionales para conocer los hábitos alimenticios y proporcionar dietas adecuadas a cada paciente. Las sesiones nutricionales educativas son importantes para fortalecer el cambio de hábitos alimenticios y la realización de ejercicio físico continuo.

¿Cómo saber cuánto y qué debo de comer?

Porque cada persona tiene un estilo de vida y un metabolismo diferente, hay un plan de alimentación hecho especialmente para ti.

La solución radica en un cambio en tus costumbres y/o hábitos de alimentación, basándonos no solo en la cantidad sino en la calidad de los alimentos que consumes, así como en una rutina de ejercicio adecuada para ti.

Aprenderás a clasificar los alimentos por grupos y a llevar una adecuada alimentación (completa, equilibrada, suficiente, variada, higiénica, adecuada). Es sencillo pero se requiere de tu esfuerzo.

¿Cómo debe de ser mi alimentación antes de mi cirugía?

Previo a la cirugía, se realiza una evaluación nutricional y antropométrica, enseguida, te brindamos un plan de alimentación especial para prepararte para tu cirugía, en el que vamos a estar vigilando tu pérdida de peso y tu adaptación a nuevos planes de alimentación, así como tu apego a este.

¿Cómo será mi alimentación después de mi cirugía?

Debes de estar consciente de que al ser sometido a un procedimiento quirúrgico para combatir la obesidad tu alimentación cambiará.

Previo a la cirugía realizaré una serie de estudios y cuestionarios para poder brindarte un plan de alimentación adecuado y prepararte para tu cirugía.

Después de tu intervención te voy a estar apoyando y asesorando en tu alimentación, el verdadero éxito radica en ti, en tu disciplina y compromiso

¿Voy a poder volver a comer de todo?

Si, si vas a poder comer de todo, pero cuidando la cantidad y la calidad de los alimentos.

Posterior a la cirugía la alimentación se va a ir dando por etapas:

  1. Dieta líquida.
  2. Dieta suave (licuados y papillas).
  3. Dieta semi-sólida.
  4. Dieta sólida.

¿Hay posibilidades de recuperar peso después de la cirugía?

La cirugía no es mágica, los verdaderos resultados dependen de ti, recuerda que el estomago es un músculo y si lo sobrealimentas puede llegar a crecer nuevamente, por eso te recomendamos no abandonar las consultas de Nutrición, para así llevar un adecuado control y supervisión en tu pérdida de peso.

¿Es necesaria cirugía plástica tras la cirugía de obesidad?

Una de las preocupaciones de los pacientes que se operan de obesidad es si necesitarán cirugía plástica después de perder tanto peso, y tendrá que someterse a una o varias operaciones.

¿Con qué frecuencia es necesaria la cirugía plástica tras una operación de obesidad?

Al final, no es tan frecuente como cabría esperar y sólo algunos pacientes necesitan cirugía plástica. Desde luego, depende del grado de exigencia de cada persona.

¿La cirugía plástica es adecuada para resolver o tratar la obesidad?

Nunca debe utilizarse las operaciones de cirugía plástica para tratar la obesidad, porque con el tiempo, el peso y con ello la grasa y la deformidad, se recupera, además existe el riesgo de una tromboembolia pulmonar.

Con cierta frecuencia, pacientes femeninos que vamos a someter a una operación de obesidad, han sido intervenidos hace un tiempo de abdominoplastia.

De manera que, primero debe de perderse el peso de más, y posteriormente puede plantearse una operación de cirugía plástica sobre la piel.

¿Puede prevenirse la flacidez tras la cirugía o evitarlo parcialmente de alguna manera?

Rotundamente sí. Nosotros insistimos a nuestros pacientes, en que deben de hacer ejercicio físico adecuado DURANTE EL PERIODO DE LA PERDIDA DE PESO. Si se hace ejercicio cuando el organismo ya está flácido, el resultado final será menos adecuado.

Además, es crucial realizar una alimentación adecuada durante la pérdida de peso, con especial atención en el aporte proteico, debiendo realizarse controles sanguíneos del estado nutricional.

En definitiva:

  • Ejercicio adecuado y progresivo, aeróbico y de tonificación muscular.
  • Nutrición adecuada, con especial hincapié en el aporte proteico.
  • Hidratación adecuada. Cuidados de la piel.

¿Cuándo deben hacerse este tipo de operaciones plásticas?

Lo mejor es que siga los consejos de su cirujano bariátrico.

Estas operaciones sólo deben realizarse cuando se ha perdido todo el peso esperado tras la operación de obesidad, el peso y los controles nutricionales detallados mediante análisis de sangre se hayan estabilizado.

¿Qué factores influyen en que la persona decida someterse o no a una cirugía plástica?

Su grado de satisfacción corporal. La existencia de molestias físicas por pieles redundantes. El consejo médico. Las necesidades profesionales del paciente, de mantener una imagen corporal.

¿Cuál es el grado de satisfacción corporal tras una operación de obesidad?

En general es muy bueno. El organismo de los pacientes sufre un cambio positivo tan grande, que los pacientes rezuman alegría y satisfacción por haber tomado la decisión de operarse. Prácticamente siempre vemos caras felices en la Clínica. Desde luego siempre hay pequeñas cosas que resolver, pequeñas preocupaciones, “tengo que hacer ejercicio”, “tengo que evitar estos o aquellos alimentos”, pero globalmente hay un alto grado de satisfacción corporal y emocional.

Nuestro mayor problema son los pacientes con insatisfacción corporal por alteraciones emocionales. El paciente se encuentra injustificadamente mal, para como le ven los especialistas y las personas de su entorno: “Todos me dicen que estoy bien, pero yo no me veo bien”. “Se que he perdido casi todo el peso que tenía de mas, que me encuentro mucho mejor de salud, no me canso nada, no me duele nada, pero yo no me veo bien”. Este problema se define como insatisfacción corporal.

¿Cómo se trabaja la insatisfacción corporal tras una operación de obesidad?

El tratamiento es fundamentalmente psicológico, mediante distintos tipos de terapias, y con la ayuda y participación del entorno mas cercano del paciente. En estas terapias tienen efectos muy positivos el ejercicio físico, la nutrición equilibrada, y el estado emocional global del paciente. No deben “sobre-indicarse” (recomendar si no es realmente necesario) cirugía plástica con el fin de mejorar el grado de satisfacción corporal, porque después de una operación, surge la necesidad de otra posible operación.

¿Cuándo se aconseja al paciente someterse a una cirugía plástica?

Debe ser el paciente y no el especialista quien sugiera la posible necesidad. Y sólo debe recomendarse, cuando existe una deformidad objetiva, que resulte en molestia física y/o emocional para el paciente.

¿La operación de obesidad que cambiará en mi vida?

  • Las operaciones contra la obesidad son el único método eficaz a largo plazo, para el control de la obesidad.
  • La obesidad tiene un origen muy complejo, donde influyen muchos factores, y además suele haber una carga hereditaria considerable.
  • Su obesidad (los IMC > de 35) no se puede controlar con dieta de por vida. Las personas del entorno del paciente, siempre aluden a la necesidad de que el paciente sea disciplinado, y él mismo se autoinculpa por no poder hacerlo de forma mantenida. Todo esto crea un desgaste enorme y una pérdida importante de la autoestima, que puede afectar a la vida social, de pareja y laboral del paciente.
  • Usted no tiene la culpa de su obesidad.
  • En un caso como el suyo, el único tratamiento que de verdad le puede ayudar a largo plazo es una operación de obesidad.
  • Después de ser operado de obesidad, notará como puede controlar con facilidad lo que come y las cantidades que necesita comer para sentirse saciado.
  • Normalmente perderá peso de forma rápida y fácil.
  • No tendrá la sensación de que fácilmente puede recuperar el peso perdido.
  • Su autoestima se recuperará completamente.
  • Su vida cambiará en absolutamente todos los aspectos: personal, familiar, laboral, de pareja.

¿Cómo debemos de medir la obesidad en nuestros hijos? ¿Cuando debemos preocuparnos?

  • En el periodo infantil, se manejan los percentiles habituales (>80 sobrepeso, >95 obesidad).
  • En el periodo adolescente (>14 años), se utiliza el IMC de los adultos (IMC > 30 obesidad).

¿Me podré embarazar después de operarme?

Si. De hecho posterior a bajar de peso se normalizan gran parte de las anormalidades hormonales, lo que hace propicio ovular con facilidad. Por esto debe tomarse la precaución de tomar medidas para evitar que te embaraces mínimo el primer año que tu organismo se esta adaptando a los cambios fisiológicos, el embarazo debes de planearlo con tu pareja, y preguntar a tu cirujano bariátra y obstetra el momento óptimo.